martes, 26 de febrero de 2013

Una experiencia inolvidable!


Hola chic@s

Hoy voy a hablar de una increíble experiencia que yo y mis amigos brasileños tuvimos en España. Creo que todos ya saben que vivimos en un país donde hace mucho calor. En mi provincia, por ejemplo, cuando hace mucho frio la temperatura es de 15 grados mas o menos.  Por lo tanto la gran mayoría de nosotros no conocíamos la nieve! Y las personas que la conocen, la han visto pocas veces.


El sábado, día 16/02, fuimos a Lekunberri. Un pueblo muy pequeño donde hay un monte llamado Aralar. Cogimos un autobús en San Sebastian a las 8:30 de la mañana, llegamos a las 9 y después cogimos un taxi hasta el monte. El día estaba muy bonito, había sol y el cielo estaba todo azul. Cuando estábamos yendo al monte, empezamos a ver la nieve! 



Todos empezamos a gritar muy felices! Era la primera vez que la veíamos! Cuando salimos del taxi corrimos por el monte como niños para tocarla, hacer bolas y tirárselas a nuestros amigos, hacer un muñeco, pisarla, sacar fotos…


Estuvimos allí cerca de tres horas…además de jugar en la nieve, también conocimos el Santuario de San Miguel, que era muy bonito. Volvimos a San Sebastian a las 2 y media de la tarde... demasiado cansados! Pero muy contentos!!!
Seguro que fue uno de nuestros mejores días aquí en España. Una experiencia inolvidable! 



Nathália Sales de Araújo

2 comentarios:

  1. Es cierto que cuanto menos tenemos de algo, más lo apreciamos.

    Así que cuanto menor sea la oferta y cuanto mayor sea la demanda, mayor será el precio.

    Si la nieve es una oferta de producto, esto tiene un precio alto para ti.


    En Polonia, exactamente en Cracovia de donde yo soy, la nieve y la escarcha acompañante no es un producto muy valorado. En particular, por razones relacionadas con el funcionamiento diario en una ciudad grande.

    Te describiré uno de los peores días de invierno (un día del enero pasado) que he visto en invierno en Cracovia:

    Imagináte una ciudad grande en la donde ha tomado un frío que esperar en una parada cambia un minuto en una hora, en las calles hay una capa de nieve, hace viento con la lluvia helada, y esta lluvia helada cubre la superficie de la nieve y lo todo se congela.

    Y imagináte que sales de la universidad, estás de pie en esto y ya sabes que no volverás a casa pronto. Esto significa que tienes a tu alrededor sólo el hielo duro, todo brilla desde el hielo, hace frío, y está lloviendo (sí.., esta lluvia helada).

    Y sabes lo que estás pensando ?
    - Piensas la palabra más vulgar que sepas.


    Te daría la nieve gratis, incluso te pagaría ;)


    Por supuesto, se trata de situaciones ocasionales en Cracovia.


    Pero, sin embargo:

    "Una experiencia inolvidable!"

    ResponderEliminar
  2. Yo soy una de las brasileñas que estaba junto con vosotros en esto día. Como has dicho, fue una experiencia inolvidable. Yo siempre tuve el deseo de conocer la nieve y estar viviendo en la Europa, en la época del invierno, era una garantía que yo tenía de que esto deseo podría ser realizado. Mi recuerdo que en esto día, estábamos con miedo de llegar en el monte y no tener más nieve, ya que el día estaba con mucho sol. Siendo así, cuando empezamos a subir el monte dentro del taxi e la nieve empezó a aparecer ficamos muy contentos. Pude hacer todas las cosas que siempre imaginé hacer, como hacer guerra de bola de nieve con mis amigos, construir un muñeco de nieve, acostarme en la nieve y hacer el famoso ángel. En el fin estábamos muy cansados, pero ¡fue una experiencia increíble!

    ResponderEliminar